Monday, October 18, 2010

Unmasking the Tea Party

Writer and journalist Irene Lozano offers a discerning reflection on the emergence ot the extremist, right-wing Tea Party in the United States in her article "La rebelión de las élites", published yesterday in El País. I am sending you a short quote and a link to the complete article in case you are interested in reading the rest of it. It is both thought-provoking and worth reading as it helps us understand the world we live in better.

...Los seguidores del Tea Party... son revolucionarios en esta época de aparente flacidez ideológica. Se sienten enajenados del poder, pues tradicionalmente había sido ocupado por su nación y por el sujeto histórico que ellos representan. Y ahora deben competir por el dinero, el puesto de trabajo, el estatus o la autoridad intelectual con seres antaño periféricos que solían quedar descalificados para la carrera antes de empezar. Nadie ha vulnerado sus derechos, pero al materializarse su extensión a toda la población, sienten que se les han arrebatado sus viejos privilegios, lo cual es rigurosamente cierto. La no discriminación y el reparto del poder acaban cristalizando en la presencia de un negro en la Casa Blanca, una boda gay o ese G-20 donde los brasileños opinan sobre la economía mundial. En ese momento, el varón blanco conservador de mediana edad se subleva. Si Ortega viviera, ¿no llamaría a este fenómeno "la rebelión de las élites"?

Los teapartyers proclaman su rebeldía contra "el despotismo de Washington", y piden la partida de nacimiento de Obama porque conceden menos legitimidad a las urnas que a la tierra de nacimiento, reivindicación que adquiere ribetes ridículos en un país como Estados Unidos. Son furibundamente antipolíticos, pero no como lo fueron los anarquistas españoles hace un siglo, cuando la política era el coto reservado de la oligarquía, sino ahora, porque ven que la democracia, tomada en serio, acaba con las preferencias ventajosas de cualquier grupo social.

...La rebeldía de las élites adquiere un carácter reaccionario: cuando el establishment favorece la revolución lo hace con el propósito de perpetuar su dominio. Quieren detener en alguna zanja el reparto de poder para restaurar aquel mundo jerárquico y ordenado en que se sentían seguros de su hegemonía y solo disputaban con sus iguales. Naturalmente, se ha visto algún negro en sus manifestaciones y no faltan en sus candidaturas mujeres como Christine O'Donnell, la revelación del Tea Party en las primarias republicanas de Delaware. Además de condenar la homosexualidad y equiparar la masturbación con el adulterio, el matonismo retórico de O'Donnell defiende el papel de esposa y madre para las mujeres...

1 comment:

Juan Antonio said...

Thanks a lot for your blog, it´s very interesting!
Last week I read some news about a controversial interview to Esperanza Aguirre by Ana Pastor on TV. They argued about the possibility of a Spanish version of the Tea Party movement, after three or four questions about it Esperanza denied its existence. However she agreed with their principles. Here you can find the interview: http://www.rtve.es/mediateca/videos/20101014/entrevista-completa-esperanza-aguirre-los-desayunos-tve/902380.shtml